Viernes 12 de Junio del 2020

Nuevas recomendaciones del CAA para la protección de menores en el entorno digital

El texto pretende servir de ayuda a padres y docentes en su tarea educativa, para encontrar en la red un buen aliado y no un peligroso adversario

Versión para impresión
Recomendaciones del CAA.

El Consejo Audiovisual de Andalucía (CAA) ha publicado un nuevo documento de ‘Recomendaciones para la protección de menores en el entorno digital’, con el objetivo de apoyar la tarea educativa de los padres y educadores y hacer de la red un lugar más provechoso y seguro para los más jóvenes. El CAA, en su función de salvaguardar los derechos de los menores, busca contribuir así a que internet sea un buen aliado y no un peligroso adversario.

El Barómetro Audiovisual de Andalucía, elaborado anualmente por el Consejo, refleja una creciente preocupación en las familias andaluzas por la vulnerabilidad de los menores en la red, principalmente por el acceso a contenidos inapropiados, la sobreexposición y las dificultades de los padres para ejercer control sobre los contenidos a los que acceden.

El confinamiento y la crisis sanitaria provocada por la Covid-19 han puesto de manifiesto la importancia de internet, que se ha convertido, más si cabe, en parte fundamental de nuestras vidas y que ha hecho de la alfabetización digital una necesidad imperativa. De la red han dependido muchas estructuras, entre ellas la educativa, organizada y materializada en formato online.

En este sentido, el CAA subraya en sus recomendaciones la importancia de poder enseñar a distinguir entre el uso personal y el uso público de la red. El primero se dirige a familiares y amigos, el segundo a un receptor desconocido. Hay que cuidar lo que se publica, no solo por preservar la intimidad de cada cual, sino también para formar nuestro yo digital (nuestra identidad a partir de lo publicado en redes sociales).

El Consejo Audiovisual aconseja, por otra parte, limitar el tiempo que pasan los menores en internet. Sobrepasar las dos horas seguidas es negativo y puede contribuir a la creación de un estilo de vida sedentario, así como generar el llamado síndrome FOMO (miedo a estar desinformado).

Mostrar al menor las netiquetas, que son el conjunto de normas de comportamiento general en internet, es otra de las recomendaciones que se incluyen en el documento. Es conveniente que los padres eduquen a sus hijos a convivir y respetar dentro del entorno digital, tal y como lo hacen fuera de él. De esta forma, hay que enseñarles a que accedan a su información solo aquellas personas que ellos elijan; que eviten que sus perfiles sean una puerta abierta a su propia intimidad o que nunca faciliten información personal de terceros sin su consentimiento.

Estrategias de engaño

La ciberseguridad es otro apartado en el que inciden las recomendaciones del CAA. La seguridad total en internet no existe, pero sí los comportamientos seguros. El conocimiento de las técnicas empleadas por los ciberdelincuentes ayudará a los menores a desenvolverse con mayor precaución.

Deben ser informados sobre estrategias de engaño como el sexting (envío de información con carácter sexual), ciberbullying (daño intencionado repetido entre iguales) o el grooming (acercamiento de un adulo a un menor con fines sexuales), así como prevenidos sobre la existencia de falsas identidades y de las consecuencias que podría tener quedar con alguien contactado a través de intenet, sin la supervisión de un adulto y sin informar de la cita a familiares o amigos.

Una de las principales preocupaciones de padres y educadores es la brecha digital, que sin duda tiene una explicación generacional. El CAA recomienda al respecto que conviene hacer un esfuerzo por parte de los adultos con menores a su cargo, formándose, estudiando y conociendo a fondo el buen uso de estas herramientas digitales.